Gernika Rugby Taldea-Complutense Cisneros (Crónica)

12 abril, 2019

Mientras hay vida, hay esperanza. Esa es la frase a la que se agarraron los gernikeses tras el varapalo sufrido el pasado sábado ante el UBU Colina Clinic. El Urbieta de las grandes citas europeas, el de los partidos contra  USAP Perpignan, Worcester Warriors o Rovigo, quiso ser partícipe de un partido que marcaría el futuro del cuadro verdinegro.

Los basurdes, que cuajaron un primer acto formidable, aprisionaron al XV colegial en su propio campo para inaugurar el luminoso a pocos minutos del comienzo de partido. Iker Olaeta fue el encargado de romper con la igualada al transformar un golpe de castigo que aventajó a los hombres de Nicolás Martínez en el marcador (3-0). Los visitantes, que no dejaban de ‘achicar agua’, lograron maquillar su casillero gracias a un solitario golpe de castigo colado por Andrew Norton en un primer tiempo dominado por el XV verdinegro. El trabajo constante y las numerosas fases ofensivas acumuladas por el cuadro gernikes, vieron su premio con un 15-3 con el que concluyó la primera mitad. Con una gran actuación tanto en melé como en touch, los basurdes lograron imponer su juego al de un conjunto madrileño que no lograba encontrarse cómodo sobre el verde de Urbieta.

Tras la vuelta de la caseta, sin embargo, el Cisneros logró invertir los papeles. El cuadro colegial arrancó el segundo acto de manera inmejorable aumentando su presencia ofensiva y dificultando el juego gernikes. Tras varios intentos frustrados por la línea gernikesa, el conjunto madrileño logró materializar su superioridad con un ensayo que hizo justicia a la gran vuelta a pista de los visitantes. Andrew Norton rubricó la marca, apretando el marcador (15-10). Los basurdes reaccionaron rápidamente y tras unos primeros compases de dominio colegial, retomaron el control del partido. Aprovechando un golpe de castigo, Iker Olaeta elevó la renta de los gernikeses hasta el 18-10. A sabiendas de la necesidad del bonus ofensivo para igualar en puntos a La Vila en la clasificación general, los hombres de Nicolás Martínez buscaron incombustiblemente dos nuevas marcas que les otorgasen el esencial punto extra. Facundo Epinal levantó a una incansable grada al sumar el tercer ensayo del partido pasado el minuto 73. Iker Olaeta, por su parte, coló el oval entre palos sumando dos nuevos puntos gracias a la transformación. Con poco tiempo por delante, los gernikeses tenían la difícil tarea de vencer a los nervios y luchar por una cuarta marca. Tras haberse dejado puntos en el tintero en los últimos minutos de juego en los partidos previos, esta vez esa moneda lanzada al aire resultó ser ‘cara’ para los gernikeses; una cara llena de todos los rostros de felicidad de la afición gernikesa; una cara de la moneda a la que se le puso el rostro propio de un Joaquín Palisa, que tras sumar el cuarto ensayo, corrió a celebrarlo con los suyos. La victoria y los 5 puntos se quedaron en Urbieta.

Anuar Gómez, jefe de prensa.

Foto: Anuar Gómez.



No hay comentarios »

No comments yet.

RSS feed for comments on this post. TrackBack URL

Leave a comment




Gernika Rugby Taldea

Polideportivo Urbieta s/n

Gernika - Lumo (Bizkaia)

gernikarugby@gernikarugby.eus

Bai euskarari, euskararen bidean